Publicidad!

Mientras que sectores oficialistas indican que alza en el salario es positiva, usuarios opinan lo contrario

En lo que va de año, el Ejecutivo nacional ha realizado dos aumentos de salario mínimo.

El primero de ellos fue aprobado el pasado 15 de febrero en un 15 %, mientras que el pasado 1º    de mayo, se volvió a incrementar el sueldo. En esta oportunidad, el ajuste fue de un 30 %, fraccionado en dos partes: 15 % a partir de la primera quincena de mayo y la segunda parte el próximo 1º de julio.

Durante el gobierno del presidente Nicolás Maduro, nueve han sido los aumentos de sueldo mínimo para todos los trabajadores en el país, provocando así en 36 meses, más de un 125 % de subida en el salario.

En 2013, tres fueron los ajustes salariales que otorgó el Gobierno nacional a los venezolanos, en total 40 % de aumento en ganancias en sus empleos.

Una situación parecida ocurrió entre 2014 y 2015: 40 % y 45 %, respectivamente.
Sin embargo, los venezolanos consideran como “insuficiente” los incrementos, puesto que actualmente el sueldo mínimo no alcanza “ni siquiera para hacer mercado”.

¿Alcanza o no alcanza?
Según últimos datos aportados por el Centro de Documentación y Análisis Social (Cendas), en el mes de marzo la canasta básica se ubicó en 35 mil 124 bolívares.

A pesar de ello, sectores oficialistas afirman que el aumento otorgado por el Gobierno nacional es suficiente para cubrir todas las necesidades básicas.

“Estoy obligado por la Constitución a defender el salario mínimo vital, el básico, el salario justo de los trabajadores… El año pasado estuvimos protegiendo el empleo y el salario. Tres aumentos el año pasado. En el primer año que me tocó asumir (2013) también tres aumentos, defendiendo el salario”, recordó el presidente Nicolás Maduro el pasado 1º de mayo.

Mientras que sectores opositores desestimaron la medida gubernamental, que hasta los momentos se ubica  en 6 mil 746,98 bolívares. Líderes opuestos al gobierno afirman que el ajuste anunciado por Maduro no cubre la inflación acumulada.

“Los únicos revolcados fueron los trabajadores. Ese salario no alcanza”, precisó Tomás Guanipa.

La economía inestable lleva a la quiebra

Cortesía
Cortesía

Para el vicepresidente de la Cámara de Comercio en el municipio Simón Bolívar, Bachar Kobrosly, el aumento del salario mínimo lo que termina generando es un alza en la inflación.

“Esto perjudica al costo final de la mercancía, la cual se debe aumentar, según la cantidad de trabajadores que tiene la empresa”, precisó.

Kobrosly enfatizó que cuando la economía no es estable en el país, termina llevando las empresas a la quiebra porque son las que sufren los mayores impactos de medidas como las asumidas por el Gobierno nacional.

“La inflación actual es tan galopante, que ni porque tripliques el sueldo mínimo alcanza para los servicios básicos”.

Explicó también, que una de las medidas que debe tomar el Ejecutivo nacional son políticas serias en materia económica para frenar la crisis existente en la nación.

“Se debe evaluar el descontento que se vive en la calle. Entender que el dinero no alcanza y tomar cartas en el asunto”.

Los ajustes de sueldo han sido positivos

Cortesía
Cortesía

Como positivo resaltó el presidente de la Federación de Cámaras y Asociaciones de Artesanos, Micros, Pequeñas y Medianas Industrias y Empresas de Venezuela (Fedeindustria), Miguel Pérez Abad, el 45 % de aumento de salario mínimo aprobado por el presidente Nicolás Maduro en lo que va de 2015.

“En estos años, se muestra cómo el nivel de compra en el mercado ha aumentado y se ha preservado la responsabilidad empresarial que ha sido determinante para el pueblo”.

Abad destacó que este nuevo ajuste es suficiente para comprar lo necesario.

“Con las cesta tickets y los demás beneficios que ofrece la empresa alcanza para vivir”, dijo.

De igual manera, puntualizó que las empresas deben aumentar el costo de los productos de acuerdo a la mano de obra.

“Tenemos que estar conscientes que el poder adquisitivo se ha mantenido con el tiempo”.

Aumentar los sueldos provoca el alza de la inflación

Cortesía
Cortesía

“Los precios se deben aumentar en la medida en que los empleados cooperen”, indicó el economista José Toro Hardy con respecto al alza en el salario mínimo el pasado 1º de mayo.

Hardy explicó que aumentar los sueldos sin que forme parte de una política en general, forma parte del aumento en la inflación.

“No es que no se le debe aumentar, pero el Gobierno nacional debe crear un conjunto de mecanismos de estímulo para la producción”, explicó.
Para el economista el aumento del salario mínimo termina subiendo los productos en el doble de su precio.

“Las empresas deben tener mayor productividad para que los trabajadores estén mejor remunerados”, destacó.

Hardy precisó, también, que otras medidas económicas se deben aplicar con urgencia, como el alza en la producción para que exista mayor fuentes de empleo en el país.

“La nación está atravesando momentos difíciles y hay que estar conscientes de ello”.

Debería existir una balanza acorde con sueldo y productos

La productora audiovisual Adelaida Méndez afirmó que el nuevo aumento de sueldo es una “nube de humo que termina esfumándose en un día”.
“La gente se emociona cuan- do viene el aumento y luego se dan cuenta que eso no alcanza”, afirmó.

Méndez enfatizó, además, que debe existir un equilibrio acorde entre el salario y el costo de los productos.

“Tenemos que estar claros en que todos en la actualidad vivimos estresados por la crisis generalizada del país. Crisis que el Gobierno nacional no ha podido solucionar con las medidas que ha aplicado hasta los momentos”.

Para la audiovisualista el problema no es ni de los bachaqueros ni del Gobierno, sino de la sociedad.

“Ya no hay valores. Esos principios se acabaron y se puede ver en cada cola que hacemos por necesidad y allí es donde las personas se golpean, se insultan y viven molestos”, puntualizó.

Méndez afirmó que el salario no alcanza para comer.

Patricia Aponte/ECS
[email protected]

 

 

 

 

 

 

 


 

Publicidad!