Publicidad!

El recorrido puede hacerse cualquier día de la Semana Mayor


Para la Iglesia católica, el asueto de la Semana Mayor se ha desvirtuado con el paso del tiempo. Los días libres que se otorgan al sector laboral y educativo es aprovechado para pasear y descansar, en lugar de encontrarse con Dios, para reflexionar.

La tradición de visitar las siete iglesias nació en Roma y se ha ido adoptando en el mundo entero.

De acuerdo con el presbítero de la iglesia San Juan Bautista en Aragua de Barcelona, Alfredo Jiménez, el recorrido de los siete templos sirve para reflexionar y reencontrarse con la Pasión de Cristo y rememorar las paradas que hizo Jesús antes de su crucifixión.

El monseñor Jorge Aníbal Quintero, obispo de la diócesis de Barcelona aseguró que la tradición de recorrer las siete iglesias se fortalece año tras año.

Explicó que el número siete va ligado a la perfección. La Biblia hace mención a los siete sacramentos y siete días de creación.

“Conmemorar la pasión de Jesús forma parte de la religiosidad de la Iglesia católica. Es el momento más intenso del año litúrgico y la debemos celebrar con dedicación a la oración y a la reflexión de los misterios que fue el sacrificio de Dios por nosotros en la cruz para perdón de la humanidad”, apuntó monseñor.

Según registros de El Vaticano, sede principal de la Iglesia católica, la tradición de visitar los siete templos proviene de la creencia de los romanos sobre ganar indulgencia recorriendo los principales santuarios en Roma.

Aunque el día en el cual la feligresía acude en mayor número a cumplir con la tradición es el viernes santo, el recorrido puede hacerse cualquier día de la Semana Mayor, incluso, algunos religiosos, deciden visitar un templo por día, desde el lunes santo hasta el domingo de resurrección.

Recorrido de Jesús

Yosemarys González
[email protected]

Redacción El Norte
Publicidad!