Aviones de guerra no identificados bombardearon este lunes dos hospitales de localidades situadas al oeste de la ciudad siria de Alepo (norte), donde varias personas resultaron heridas, según el Observatorio Sirio de Derechos Humanos.

Los ataques tuvieron como objetivo los centros sanitarios de Al Atareb y de Kafr Naha, que han sufrido numerosos daños materiales.

Varios miembros del personal médico del hospital de Al Atareb sufrieron heridas por cinco ataques aéreos consecutivos que han dejado fuera de servicio este centro, que ha sufrido destrozos en su quirófano y farmacia, entre otros.

Los bombardeos también han ocasionado daños en una vivienda próxima al lugar, donde una mujer ha resultado herida.

El Observatorio recordó que es la cuarta vez este año que el hospital de Al Atareb es bombardeado.

Mientras, en la población de Kafr Naha, también fue alcanzado el hospital al Ansar, donde hubo un número indeterminado de heridos, indicó la ONG, que subrayó que es la tercera vez que este centro es bombardeado en un mes.

El sábado pasado, la Coalición Nacional Siria (Cinfros), principal alianza política opositora, denunció que el hospital de Kafr Naha había quedado fuera de funcionamiento por un ataque aéreo el día anterior y acusó a la aviación rusa de estar detrás del bombardeo.

AFP.