El jefe de la fracción parlamentaria de la Mesa de la Unidad Democrática (MUD), diputado Julio Borges, aseguró que el diálogo con el Gobierno Nacional no puede extenderse hasta el mes de marzo como afirmó el presidente de la República, Nicolás Maduro.

“Imposible esperar. Venezuela no puede esperar. Necesita soluciones ya, un nuevo árbitro electoral ya, que se apruebe el cestaticket ya, votar ya. Esta crisis no puede esperar”, expresó.

Borges insistió en que el Gobierno sí se paró de la mesa de diálogo porque tiene miedo al voto, al referendo y a reunirse con la oposición, publicó Globovisión.

“No está muerto. El referendo revocatorio se puede hacer hasta el último día y hay ue defenderlo porque es una herramienta que nos permite votar ya o hacer elecciones presidenciales. Todo lo que implique cambiar al Gobierno ya está vivo y tenemos que defenderlo. Sea la ruta que sea, sea el referendo o las elecciones presidenciales”, aseveró.

El jefe de la fracción parlamentaria de la MUD aseguró que en la unidad están enfocados en que la única solución posible es el voto y apuestan por ello en la calle, la Asamblea Nacional, los sindicatos y la mesa de diálogo.

Redacción web