El principal relleno sanitario de la entidad recibe diariamente unas mil 500 toneladas de basura. Para la temporada decembrina la cantidad puede duplicarse

Ya pasaron cuatro días desde que la maquinaria utilizada para la compactación de los desechos sólidos en el vertedero de Cerro de Piedra fue sacada de circulación, por un supuesto mantenimiento preventivo.

En Cerro de Piedra no entra una bolsa de basura debido a la contiengencia. José Igualguana
En Cerro de Piedra no entra una bolsa de basura debido a la contiengencia. José Igualguana

Ayer, el relleno sanitario, ubicado en la zona rural del municipio Simón Bolívar, colapsó.

Según comentaron los choferes de camiones recolectores que hacían cola para tratar de ingresar al vertedero, en el lugar llegaron al tope el día martes a las 11:00 de la mañana, cuando sus trabajadores evitaron el paso a las compactadoras debido a que no contaban con el espacio necesario.

Pese a que no pudieron identificarse por tener prohibido declarar a la prensa sobre la situación de contingencia, obreros de la Mancomunidad del Aseo Urbano de la zona norte del estado (Masur) informaron que las terrazas se encuentran colapsadas. “Hemos sobrepasado el límite. El único espacio que tenemos son las vías de acceso”, comentaron.

Con el colapso de Cerro de Piedra se ven afectado cinco municipios del estado Anzoátegui, pues ahí descargan los desechos las alcaldías de Guanta, Sotillo, Urbaneja, Simón Bolívar y Píritu, por lo que diariamente reciben un promedio de mil 500 a dos mil toneladas de basura.

Rechazados
Los camiones recolectores de Sotillo realizan al día dos viajes para botar la carga, sin embargo el día martes regresaron a la ciudad con la misma cantidad de basura. Ayer, en un segundo intento, llegaron a las puertas del relleno sanitario, donde esperaron hasta pasadas el mediodía.

Según comentó el presidente de la Corporación de Servicios Ambientales de Sotillo (Coservas), los camiones lograron botar el primer cargamento en un espacio habilitado en la terraza principal.

Sin embargo, aseguró que la contingencia les redujo la operatividad en un 40%.

Plan B
Al parecer, el único municipio que no se verá afectado por un posible cierre del vertedero es Simón Bolívar. Los camiones recolectores en Barcelona están llevando los desechos hasta una planta de transferencia provisional, ubicada en el sector Puente Ayala.

Ésta es la misma que habría sido cerrada por el Ministerio del Ambiente en mayo de 2012, por considerarse de alto riesgo para la comunidad adyacente
El vicepresidente del Instituto Autónomo Municipal de los Residuos y Desechos Sólidos (Iamreds), Leoncio Monique, confirmó que efectivamente los camiones están descargados en esa zona.

Sin embargo resaltó que la planta se encontraba en un proceso de saneamiento. “Diariamente sacamos 90 toneladas de basura hacia Cerro de Piedra, pero con la situación del vertedero por el momento descargaremos ahí nuestros desechos”, refirió.

Promesas
El pasado lunes, el presidente de Masur, Luis Reyes, informó la D-8, la única máquina operativa en el vertedero se encontraba en mantenimiento preventivo. Para entonces aseguró que la maquinaria sería reactivada el mismo día. Hasta ayer el equipo seguía fuera de servicio.

Al cierre de esta edición el equipo de diario El Norte no pudo comunicarse con la directiva de Masur.

Extraoficial

Pese a que no se pudo obtener respuestas de la directiva de Masur, extraoficialmente se conoció que se encuentran realizando las gestiones para incluir nuevas maquinarias al vertedero.

Emely Arenas C.
emely.arenas@elnorte.com.ve