Un nuevo golpe asestaron oficiales de la Policía del estado Anzoátegui, a los acaparadores de productos de la cesta básica, al detener en la calle 18 Norte, sector El Chaparral de El Tigre, a un ciudadano que tenía en su poder 240 pacas de harina de maíz precocida.

El director de la policía regional Comisario General Antonio Briceño, indicó que la detención de Lizardo José García Silva de 33 años, se efectuó gracias a la información suministrada por la comunidad organizada, por lo que el jefe policial señaló que el aprehendido  tenía los 4 mil 800 kilos de harina escondidos dentro de una vivienda.

Refirió que presumen la mercancía decomisada sería utilizada para revenderla a las personas a precios de mercado negro, por lo que hizo un llamado a los habitantes del estado Anzoátegui a denunciar cualquier hecho irregular que observen en sus comunidades con productos de la cesta básica.

Indicó que para reforzar las labores de seguridad en la zona sur de la entidad, serán enviado 60 uniformados para que con la ayuda de los efectivos de la Guardia Nacional y policía municipales, brinden mayor resguardo a los habitantes de estas comunidades.

Por otro lado el Comisario Briceño, indicó que integrantes del Centro de Coordinación Policial El Tigrito, capturaron en la avenida Fernández Padilla, a  Abrahán Romero de 35 años, Oscar Rodríguez de 34 y Daniel Urbina de 34 años, a los mismos se les decomisó un compresor de aire acondicionado, una docena de guantes de seguridad y una docena de guantes de plástico.

Mientras que en días pasados cuatro personas fueron aprehendidas en la calle Maracay del sector José Félix Rivas del municipio Guanipa, por el presunto robo de piezas de perforación de pozos petrolíferos y una válvula de presión.

El Comandante de Polianzoátegui, refirió que el cuarteto detenido perteneciente a la banda delictiva “El Chaulin” fueron identificados como Gabriel Alexander Golindano de 21 años, a quien se le decomisó una escopeta 12mm con un cartucho del mismo calibre, Cristian D’Angelo Azacon de 20 años poseía un arma de fuego de fabricación rudimentaria, mientras que a Yonfranco Rafael Azacon de 19 años no se le encontró ninguna evidencia, el último responde al nombre de Julio Cesar Santaella.

Armas recuperadas

Briceño indicó que integrantes de la brigada motorizada de Pariaguan, que realizaban un recorrido por la calle principal del sector Agua Clarita, practicaron la detención de Jesús Turmero de 20 años, quien para el momento de la captura tenía en su poder un arma de fuego tipo escopetín calibre 44mm, con un cartucho sin percutir AR-15, y 1000 bolívares, los cuales le había despojado minutos antes a un ciudadano que formuló la respectiva denuncia.

Por su parte integrantes de la Estación Policial Clarines, apresaron en la calle El Cardonal, a José Gregorio Otero de 22 años, quien llevaba consigo dos televisores y un arma tipo chopo, denunciado por el propietario de uno de los equipos electrónicos.