Los ánimos se caldearon la mañana de este viernes en las instalaciones de la Unidad Educativa José Antonio Anzoátegui de Barcelona, cuando su directora, Neida Rojas, recibió una notificación.

La medida, emanada por la Zona Educativa, no especificaba el motivo de la remoción de Rojas de su cargo, lo que generó la molestia del personal administrativo del plantel.

Pero minutos más tarde, la noticia corrió como pólvora por el sector Portugal Abajo y los vecinos de la comunidad capitalina fueron hasta la institución para mostrar su apoyo a la docente.
Freddy Cuibe, subdirector del liceo, dijo que no permitirían que esto proceda y destacó que desconocen a quién pretenden designar en el cargo.

La señora Malys Rivas, residente de la localidad, dijo que gracias a la gestión de Rojas se lograron muchas cosas.

El equipo reporteril del diario El Norte intentó comunicarse con Carmen Castillo, autoridad única de educación en la entidad, pero no fue posible.

Paúl Rivas González
[email protected]