Por más de tres horas estuvo cerrado el paso por la vía alterna Alejandra Upamo
Por más de tres horas estuvo cerrado el paso por la vía alterna Alejandra Upamo

La espera fue “eterna” para quienes pretendían trasladarse por la vía Alterna y la avenida Intercomunal la tarde de ayer.

Nadie sabía a qué se debía tanto congestionamiento, hasta que las redes sociales al fin informaron que se trataba -otra vez- de problemas en la Universidad de Oriente (UDO).

Los minutos se convertían en horas y los carros no se movían. El caos se generó luego que al menos 30 encapuchados generaran disturbios a las puertas de la casa de estudios.

Aunque ningún estudiante se atrevió a dar declaraciones al respecto, trascendió que los sujetos tenían la intención  realizar saqueos.
Una comisión de la policía del estado Anzoátegui, se apostó en el lugar y evitó el pasó – por más de tres horas- a los vehículos, esto, según informó un uniformado para evitar que alguien resultara agredido.

No fue hasta pasado las 5:00 de la tarde, cuando apagaron los cauchos que ardían en fuego y se restituyó el paso por la arteria vial.

Colapso

Desde las 2:00 de la tarde, cuando inició la revuelta frente al alma mater, la zona norte del estado colapsó.  Las colas de vehículos eran “interminables”, mientras que los transeúntes optaron por caminar, pues las unidades del transporte público también se encontraban en atrapadas en las colas.

“Cuando se acerca diciembre, esto se convierte en el pan de cada de días de quienes vivimos en la zona, pues los udistas inician las protestas para que les den vacaciones antes de tiempo, pero no piensan en los mucho que afectan a los demás”, reclamó Julia Marcano, un señora que caminaba en compañía de su pequeña hija en busca de un autobús.

Emely Arenas C.
emely.arenas@elnorte.com.ve