Siete de los 14 detenidos durante las protestas realizadas el pasado lunes en el estado Nueva Esparta fueron privados de libertad luego de ser juzgados en tribunal militar ayer.

Así lo informó el coordinador de Voluntad Popular, Manuel Ferreira, quien detalló que seis de los jóvenes quedaron bajo régimen de presentación cada ocho días.

“Aún desconocemos los cargos que le imputaron a los privados de libertad, pero sabemos que serán trasladados al reclusorio de La Pica en Monagas”, señaló.

De igual manera informó que aún falta que uno de los jóvenes sea juzgado, ya que se encuentra hospitalizado porque sufrió agresiones durante las manifestaciones.

Irregularidades
Familiares de los detenidos llegaron desde muy temprano al destacamento Nº 52 de la Guardia Nacional Bolivariana, donde fue instalado el tribunal militar, para esperar la sentencia de los acusados.

El diputado a la Asamblea Nacional por el estado Nueva Esparta, Jony Rahal, aprovechó la oportunidad para denunciar que estas acciones que se están tomando con dichos jóvenes son delitos de lesa humanidad, ya que ellos no pueden ser juzgados en tribunales militares, pues ninguno pertenece al Ejército venezolano.

También destacó que la mayoría de los detenidos ni siquiera se encontraban en la manifestación cuando fueron arrestados.

“Todos fueron sacados de sus casas sin ninguna prueba o evidencia sobre los delitos que los acusan. Sin contar con que tenemos información donde señalan que estos muchachos están siendo torturados”, dijo.

Kenlibeth Fernández
[email protected]