Publicidad!

Familiares de los hermanos Caramo, presuntamente ajusticiados por funcionarios de la Policía de Anaco (Polianaco), denunciaron que efectivos de ese cuerpo de seguridad los acosan constantemente, por lo cual han tenido que salir del municipio gasífero para evitar sufrir represalias.

Dalvis Caramo, hermana de los muchachos de 18 y 17 años que murieron el 23 de enero en un supuesto enfrentamiento, tras secuestrar a un taxista en el sector La Cañada en Anaco -según versiones oficiales- explicó que tras los hechos han organizado protestas y denuncias para desmentir la hipótesis de los efectivos.

Explicó que frente a los habitantes del sector los jóvenes recibieron disparos a quemarropa, pese a que el supuesto taxista secuestrado les rogó a los funcionarios que no les dispararan.
Comentó que hasta la fecha no han recibido el informe de la autopsia y que del testigo principal -el taxista- no han obtenido información.

“A ese señor se lo tragó la tierra y se supone que es quien debió ser el inicio de esta investigación”.

Criticó que pese a la intervención del organismo policial ordenada por el Ejecutivo regional, los funcionarios continúan cometiendo abusos policiales.

Yosemarys González
[email protected]

Redacción El Norte
Publicidad!