Publicidad!

La policía española anunció este sábado que se incautó de 3.800 kilos de cocaína de Colombia con destino a España, escondida en un barco interceptado en el Atlántico, a 540 millas de las islas Canarias (sudoeste).

Los siete tripulantes de la embarcación fueron detenidos, explicó la Policía Nacional española en un comunicado.

Las fuerzas de seguridad “han llevado a cabo una operación internacional en la que han abordado en altamar una embarcación que transportaba 3.800 kilogramos de cocaína desde Colombia a nuestro país”, afirmaba el comunicado.

El estupefaciente se encontraba oculto en un compartimento estanco en el interior de la estructura del barco, un remolcador.

El hallazgo no fue casual, y la policía estaba al corriente de la operación.

“Tras realizar las pesquisas oportunas, los agentes, con la colaboración de varias agencias internacionales (…) localizaron el remolcador a mediados de septiembre a unas 360 millas náuticas de Guyana”, explicó el comunicado.

Ello “les permitió calcular que, por su ruta y velocidad, llegaría a costas españolas a mediados de octubre”.

La embarcación llegó ya al puerto de Cádiz (Andalucía, sudoeste), donde fue sometido a una inspección que “permitió localizar un compartimento estanco en el interior de la estructura del barco. En dicho habitáculo, situado bajo la cocina, ocultaban 3.800 kilogramos de cocaína”.

Los agentes contaron con la colaboración de la DIRAN (Dirección de Antinarcóticos) de Colombia.

Logo de AFP
Agence France-Presse

Con información de la agencia de noticias AFP

Publicidad!