Publicidad!

El compañerismo dentro del camerino fue el catalizador de una adaptación rápida, a pesar de las diferencias culturales y futbolísticas


Los trámites para jugar en Venezuela han demorado por tres jornadas el estreno de Jeremías Ugo Carabelli con el Deportivo Anzoátegui, pero todo está listo para que el domingo entre en los planes del entrenador Nicolás Larcamón en el duelo contra Carabobo FC.

El delantero viene a sumarse a un plantel que en el inicio del Torneo Apertura 2017 ha logrado dos victorias como visitante y acumula cuatro goles en los tres partidos que ha disputado.

El argentino (Buenos Aires, 1993), fue notificado por el club el martes de que el proceso se había completado.

“Me he mantenido entrenando para estar listo cuando tenga la oportunidad de jugar”, afirmó el jugador previo al entrenamiento de ayer en la cancha principal del Anzoátegui.

Jeremías Ugo relató que las jornadas sin jugar le han permitido analizar el fútbol venezolano, que antes de llegar al país era totalmente desconocido para él.

“Me sorprendió mucho el fútbol que se practica aquí, es un buen juego. Los partidos tienen mucho roce y el nivel es alto”, explicó.

También se ilusiona con marcar muchos goles abrazado al tipo de juego agresivo y rápido que desarrolla el Deportivo Anzoátegui.

“Me gusta la diferencia entre mi equipo anterior y éste. Aquí tenemos dos extremos que generan mucho juego, y de por sí el equipo produce muchas oportunidades de gol. Hay jugadores de buen pie que pueden alimentar bien a los delanteros”, analizó el punta porteño.

Mejor de lo esperado

La receptividad del grupo suavizó las diferencias culturales entre Jeremías Ugo y ‘lo venezolano’. Ya se siente a gusto.

“Me encontrado con un grupo increíble, hay mucha buena vibra en el camerino. No es lo mismo (jugar en aquí o en Argentina) porque son países diferentes, son culturas distintas, pero ha sido muy bueno. No esperaba un trato así, todos nos llevamos bien, y eso es importante”, profundizó el ariete sobre su experiencia con el aurirrojo.

Ugo destacó los resultados del equipo en el inicio de la temporada, imbatido en las dos presentaciones como local. La tarea pendiente es ganar en Puerto La cruz y ya está planificada.

“Voy a dejar lo mejor de mí en la cancha, siempre trataré de hacer los goles. No nos importa lo duro que sean (Carabobo)” apuntó.

En terapia

El delantero cumanés Luis Castillo, autor del gol de la victoria el domingo ante JBL Zulia, requirió de terapia para recuperarse del golpe que sufrió al final del primer tiempo y que provocó su sustitución al iniciar el complemento. Hasta ayer se mantuvo alejado de los entrenamientos.

Carlos Guipe/ECS
[email protected]

Publicidad!