El Gobierno Nacional honrará esta semana los compromisos por el pago directo al subsidio del pasaje estudiantil a transportistas de los estados Zulia, Cojedes, Amazonas, Delta Amacuro, Monagas y Apure, por un monto total de 217 millones 335 mil bolívares.

La información la dio a conocer este lunes el ministro para Transporte y Obras Públicas, Ricardo Molina, durante su programa Pueblo en Movimiento, que transmite Radio Miraflores.

Destacó también avances en cuanto a los recursos que el Estado dirige a trabajadores del transporte colectivo privado y, en este sentido, precisó que ya se han cancelado 2 mil 945 millones de bolívares a 17 entidades del país y el Distrito Capital, donde hay líneas adscritas al programa de pasaje estudiantil, tanto de modalidad de ticket como de tarjeta magnética.

En el programa radial, la presidenta del Fondo Nacional de Transporte Urbano (Fontur), Mailing Perdomo, apuntó que estos compromisos se han cumplido a partir de las mesas de trabajo que se vienen realizando desde agosto pasado y más intensamente en estas últimas dos semanas para definir las deudas por cada estado y líneas o cooperativas de transporte a la cuales se les adeuda.

Molina ratificó que el Gobierno Nacional defenderá tanto los derechos de los transportistas como de los estudiantes, en tanto que ratificó que el pasaje estudiantil es un derecho irrevocable.

“El pasaje estudiantil no se ha eliminado ni se va a eliminar. Este es un Gobierno responsable que protege a los estudiantes y a los trabajadores del transporte”, puntualizó.

Comentó que continúa la discusión en las mesas de trabajo con el sector transporte el nuevo método de trabajo a fin de garantizar mayor eficiencia y responsabilidad en la prestación del servicio a los estudiantes.

Al respecto, el viceministro de Transporte Terrestre, Christopher Martínez, se refirió en el programa a las modalidades o propuestas que se están discutiendo para reorientar el sistema que actualmente viene funcionando con el boleto directo, la tarjeta magnética y/o el subsidio indirecto a los transportistas.

Las propuestas consisten en mantener el esquema de la tarjeta magnética; ir hacia una migración para hacer más efectivo este sistema; el establecimiento del cógico QR o código de respuesta rápida, que utiliza la telefonía celular para la activación de dispositivos y que podría ser usado de manera personalizada para el pago o finalmente el subsidio directo al estudiante.

Molina apuntó que el sistema del ticket debe mejorarse para facilitar su acceso a los estudiantes, además estos papeles deben importarse y el país depende de una sola empresa, en Canadá, para su impresión, y esos recursos se pudieran utilizar para mejorar las proveedurías de repuestos, aumentar la cantidad de unidades de transporte, entre otros.

AVN