El hasta ahora imparable cierre de comercios en el Puerto Libre de Margarita, sigue impulsando el desempleo, según lo confirmó Lorenzo Salazar, presidente de la Federación de Trabajadores de Nueva Esparta (Fetraesparta).

Indicó que las estadísticas de las que disponen, dan cuenta que hasta el mes de julio habían cerrado al menos 250 establecimientos solamente en el casco comercial de Porlamar, lo cual representa la pérdida de aproximadamente 900 puestos de trabajo.

Dijo que si a eso se le suman las casi 300 tiendas que han cerrado entre Juangriego y los centros comerciales de toda la isla, solamente en los primeros ocho meses de 2016 se perdieron cerca de 3.000 puestos de trabajo en el sector del Puerto Libre.

“Hay calles de Porlamar que parecen un cementerio, debido a las numerosas tiendas cerradas por falta de mercancía”, sentenció el dirigente laboral.

Recordó que en últimos 15 años, el régimen aduanero especial de la entidad había constituido el primer sector empleador de la isla, sosteniendo en todo ese tiempo unas 80 mil plazas de trabajo, los cuales se han ido perdiendo paulatinamente.

Estimó que un mínimo de tres personas y hasta 20 pueden quedar sin empleo, por el cierre de un solo local en las zonas y centros comerciales de la Isla.

Salazar advirtió que al paso que van los cierres de empresas en la entidad, los índices de desempleo para el cierre del año  pudieran superar el 35%.

Denunció la grave situación de las empresas, la mayoría del sector construcción, que se han visto obligadas a cesar sus operaciones por no poder cumplir las expectativas salariales.

“El sector construcción ha bajado 40 por ciento después del aumento. Hay empresas que han estado cerrando progresivamente sus puertas”, apuntó.

Dexcy Guédez
[email protected]