El presidente de la República, Nicolás Maduro, y el secretario general de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (Opep), Mohammed Barkindo, se reunieron este miércoles en el Palacio de Miraflores, en Caracas, para discutir la situación del mercado petrolero y abordar estrategias que apunten a la estabilización de los precios del crudo.

Este encuentro en el que participaron el ministro de Petróleo, Eulogio Del Pino y la canciller de la República, Delcy Rodríguez, se produce semanas antes de que el próximo 30 de noviembre los miembros de la Opep refrenden durante la reunión ministerial del grupo, que tendrá lugar en Viena, Austria, el congelamiento de la producción y los acuerdos alcanzados con los productores externos.

Durante la realización del XXV Foro Internacional de Energía, que tuvo lugar en Argel en septiembre pasado, los 14 países que conforman la organziación acordaron congelar el bombeo de oro negro, entre 32,5 y 33 millones de barriles, como acción para contribuir a estabilizar el mercado petrolero.

El presidente Maduro, realizó a finales de octubre una gira por países productores de petróleo del Medio Oriente, como Azerbaiyán, Arabia Saudita, Irán y Qatar, con el fin de profundizar el consenso para la aplicación de esta política de congelamiento.

Los miembros de la Opep poseen en conjunto 78% de las reservas de crudo del plantea y extraen cerca de 40% de los barriles que se comercializan internacionalmente.

En los últimos dos años el mercado del crudo se ha visto afectado por la sobre oferta de petróleo, lo que trajo como consecuencia la reducción de los precios del crudo en más de 60%, lo que pone en riesgo el nivel de inversiones que se requieren para cubrir la demanda energética mundial.

Redacción web/ AVN