No se supo si el convicto estaba siendo acosado por sus compañeros de celda

Francisco José Guevara Suárez, de 27 años de edad, se quitó la vida la noche de este lunes en una celda de la Policía Municipal de Pariaguán (Polipariaguán).

La comisionada Tanya Vásquez, directora de la institución policial, informó que a las 11:30 pm, los presos armaron un escándalo, y cuando los funcionarios acudieron al retén, encontraron a Guevara muerto en el baño de la celda.

“Agarró una sábana y se ahorcó. Ya desde el día que lo detuvimos, el hombre había intentado suicidarse dos veces, primero rompió la tapa del inodoro y se cortó el cuello y el antebrazo izquierdo, luego cuando lo llevábamos al hospital se le soltó a los policías y se le lanzó a un carro que solo lo golpeó”, dijo Vásquez.

La funcionaria acotó que dada la situación, tuvieron que trasladar a los médicos al comando policial para que lo atendieran allí.

El hecho

El hombre fue capturado el viernes 10 de marzo cuando llevó al hospital de Pariaguán, a su hijastra de 10 años, que estaba sangrando por la vagina.
Según refirió la comisionada Vásquez, la niña le dijo a la doctora que la atendió, que su padrastro había abusado sexualmente de ella.

Al parecer, Guevara esperó que la madre de la menor, quien vende café en el centro asistencial, saliera de madrugada para cometer el abuso.

Los médicos notificaron al oficial de guardia en el hospital de lo sucedido, y este procedió a detener al hombre hasta que una comisión lo trasladó al comando.

El cuerpo del reo fue remitido a la morgue del hospital Guevara Rojas de El Tigre, donde fue ingresado a las 3:40 am de este martes.
Familiares del occiso alegaron que desconocían lo que había sucedido. Zoraida Gudiño, expresó que su sobrino estaba preso pero que no sabía por qué.

“Yo vivo aquí en El Tigre y me enteré en la madrugada (ayer) de lo que pasó.

No sé por qué estaba preso, no sé nada”, dijo entre lágrimas la mujer.
La misma informante acotó que su pariente tenía una hija que vivía con su esposa.

Trascendió que Guevara residía en el sector Agua Clarita de Pariaguán, y laboraba en la estación de servicio Pariaguán.

Castigo

El Código Orgánico Procesal Penal (Copp) establece condenas de hasta 30 años de prisión contra las personas que cometan delitos relacionados con el abuso sexual contra menores de edad en Venezuela, una de las más bajas del mundo.

Marinelid Marcano
[email protected]