Publicidad!

Tras las manifestaciones del pasado jueves en la ciudad de El Tigre, en la zona sur del estado Anzoátegui, miembros del Partido Socialista Unido de Venezuela (Psuv) y representantes del estado mayor municipal de la alimentación y de los comités locales de abastecimiento y producción (Clap) de Simón Rodríguez manifestaron su rechazo.

El director del ayuntamiento, Alberto Alzolar, denunció que los eventos fueron provocados luego que quienes esperaban la venta de alimentos fueran incitados a protestar por líderes de oposición.

“Valiéndose de la necesidad de un pueblo buscan desestabilizar y eso no lo vamos a permitir”, manifestó Alzolar.

Adelantó que los cuerpos de inteligencia de la zona se encuentran recabando elementos y pruebas que serán presentadas ante el Ministerio Público.

“Vamos a interponer junto al alcalde Jesús Figuera, una denuncia formal contra quienes fomentan la violencia. Llamamos a la paz y a la cordura”, aseveró.

Manifestó que la oposición busca satanizar las estructuras la conformación de los Clap.

El coordinador regional de Primero Justicia, Gustavo Marcano, también rechazó los hechos de violencia del jueves, y aseguró que el pueblo reaccionó a la represión de los cuerpos de seguridad del estado en contra de tigrenses que reclamaban su derecho de comprar comida.

Destacó que los hechos acontecidos dejaron 13 personas detenidas, de quienes desconoce la identidad, pero que velarán porque sean liberados, pues a su jucio, “no son delincuentes ni saqueadores, simplemente es pueblo molesto”, argumentó.

Redacción
[email protected]

Publicidad!