Publicidad!

Hasta las ventas ilegales de licores están siendo afectadas por la falta de dinero en efectivo, según el vicepresidente de la Asociación de Licoreros del estado Anzoátegui, Rafael Chacín, quien aseveró que al no ser comercios registrados, no pueden acceder de forma legal a puntos de venta a fin de poder mejorar sus ventas.

Indicó que pese a estas restricciones, las ventas clandestinas siguen registrando mejores ventas que las legalmente constituidas durante los días feriados, altas horas de la noche o durante la ejecución de la Ley Seca, como este fin de semana a propósito de las elecciones regionales.

Reiteró que los expendios legales deben pagar un sinfín de impuestos, pero viven bajo el acecho de las autoridades, sin embargo las vrentas clandestinas laboran sin controol alguno y sus ganancias son mejores.

Chacín recordó que hasta mediados de año, se habían reportado en la entidad mil ventas de licores clandestinas, cifra que aseveró no cree se mantenga por lo costoso que resulta mantener el inventario, al destacar que quincenalmente las bebidas alcohólicas aumentan de precio.

Indicó que por el alto valor de las bebidas, el transporte de licores se ha vuelto blanco de los piratas de carretera, quienes secuestran los camiones y roban la mercancía para luego venderla a través de las licorerías clandestinas.

El vocero del gremio de licores refirió que cerca de dos tres robos semanales a este tipo de cargas, se registran en carreteras de Anzoátegui, especialmente las que son transportadas hacia el estado Sucre.

Foto de Y. Gonzalez
Yosemarys González

[email protected]
Deltana de nacimiento, en Tucupita, al extremo sur de Venezuela, donde nace el Orinoco. Formada en la Universidad Santa María, núcleo Oriente. Defensora de la verdad, irreverente, rebelde con causa y siempre dispuesta a aportar para construir un mejor país. Trabajó en radio y tiene tres años informando a los anzoatiguenses.

Publicidad!